Van 4 años sin dormir: La cara oculta de la teta y la pura verdad verdadera

Ay Dios mío… Estoy muerta eh? Ufff… Cuando tu hija no te deja dormir y acumulas más de 3 años y medio de sueño… mas los meses malos de embarazo en los que ya no sabes ni cómo ponerte para intentar dormir unas horas del tirón, puedes llegar a evolucionar y convertirte en un ser extraño que ya no sabe en qué mundo vive, qué hora es, dónde dejaste las llaves del coche (incluso dónde lo dejaste aparcado), quién eres, cómo te llamas y qué hace un hombre durmiendo contigo en la cama…

Ah si! Es mi marido… jajaja la última vez que me senté a charlar con él en un café éramos jóvenes y teníamos toda la vida por delante… Qué épocas esas…

En fin… quitándole todo este teatro dramático y exagerado, quería hablarles brevemente, y de paso, desahogarme un poco, sobre lo muy cansado que es dar el pecho.

Ya hemos hablado un millón de veces de todos los beneficios innegables que tiene la lactancia, de lo importante que es, etc., etc., etc. Que sí… que lo sabemos, y si no lo sabes date una vueltita por el post en el que explico sobre el tema. Pero en esta ocasión no quiero hablar sobre sus ventajas sino sobre sus contras PORQUE SÍ, LOS TIENE Y DE ESO TAMBIÉN SE PUEDE HABLAR.

Dar el pecho a demanda a veces es un rollo brutal… No siempre te pilla de buen ánimo, con ganas, con corazoncitos a tu alrededor y unicornios saltando sobre un lecho de purpurina, NO. A veces dar la teta es un rollazo y molesta. MO-LES-TA.

¿Y por qué digo que molesta? Pues porque a veces simplemente te apetece estar a tu aire en casa, sin que te digan nada, sin que te sientas en compromiso de hacer nada y sentir que tu cuerpo y tu tiempo son tuyos. En mi caso, Besa no me puede ver sentada en el sillón escribiendo con el portátil porque automáticamente se me acerca y me dice “teta!”… Y no es que no me guste o me desagrade dar el pecho, y esto lo he dejado claro miles de veces, y si llevo casi 4 años dándolo es por algo, pero en ocasiones en realidad me molesta porque simplemente no me apetece.

No siempre estoy de ánimo para hacerlo, y hay días en los que es una pequeña persecusión… Durante el día pasamos todo el tiempo con ella. A veces estamos presentes y, mientras ella hace sus cosas, nosotros hacemos las nuestras, otras veces estamos haciendo una actividad o simplemente jugando, otras veces estamos trabajando y ella está a lo suyo, pero siempre nos repartimos el tiempo y los horarios con ella para que todo sea más dinámico y esté siempre acompañado por uno de los dos. Es decir, no dejamos a nuestra hija abandonada sin nuestra atención y por eso demanda extra, NO.

Por las noches suele ser muy llevadero y a penas se despierta o se me pega para tomar el pecho, pero hay noches……………….. que me dan ganas de irme a dormir al coche o darme la vuelta e ignorarla. Lo siento por las “maminazis” acusadoras que fingen que todo es idílico y maravilloso, y que la maternidad no tiene lados negativos o difíciles, pero yo no tengo ningún reparo en decirlo y contarlo, porque es la pura verdad.

Hay noches en las que Besay se me pega al pecho durante un buen raaaaaaaaaaato, y yo intento mientras tanto dormir en una posición que para mi no es mi posición natural y por tanto no descanso.

Otras noches me siento llena de amor cual osito amoroso y hasta la busco yo a ella y me pego a su carita, le doy besitos y le agarro la manita… Pero las noches en las que de verdad DE VERDAD estoy cansada, y solo quiero dormir, y Besay me interrumpe de forma intermitente y constante el sueño, me dan ganas de llorar…

Además, en esas noches amanezco con el pecho dolorido de tanta succión, y claro, cuando amanece para los demás en casa es como “Uaaaahh…”, (bostezo y estiramientos), “Ha comenzado un nuevo día…. Mmmm qué rico” (pajaritos cantando)… Pero para mí es como si el día anterior y el “nuevo día” se hubieran fusionado y me hubiera perdido el final de uno, con su pausa, descanso y desconexión, y el principio del otro… Para mi es como una tira única de la misma película… ¿y el descanso? ¿y la “desconecting people”? No. Para mi, esas mañanas, no cantan los pájaros sino las ranas…

Y bueno… hoy me dio la gana escribir sobre esto, porque anoche fue una de esas noches, estoy cansada, me tocó madrugar para ir a jugar partido (sí, un domingo), y cruzo los dedos para poder descansar esta noche todos bien, TODOS, y que de verdad mañana sea un día nuevo…

¿Cuándo podré dormir del tirón? Lo desconozco… pero cuando llegue ese día, es posible que llore o que pinte un cuadro.

Por cierto, hablar sobre las partes “chungas” (malas) de la maternidad no te hace mala madre, ni te hace quedar como que no sabes disfrutar de tus hijos, etc., etc… te hace humana. Eso de ir con la espectativa o con la presión de que todo debe ser color de rosa y supercalifragilisticoexpialidoso… y de que todos deben estar absolutamente convencidos de que tu vida es un cuento de hadas… no va conmigo.

angelina-jolie-black-and-white-gif-perfection-smile-Favim.com-374540

Para mi eso es ser una super mami, ser capaz de reconocer los desagrados sin culpa, atreverse a ser humana y sobre todo, a no intentar hacerle entender a tus hijos que hay que ser perfectos, porque la presión que te metes tú se la transmites a ellos.

¿Y tú qué? ¿Te animas a desahogarte un poco?

No dispongo de hojas de reclamaciones, pero si lo deseas puedes dejar tu comentario aquí debajo para quejarte de lo que quieras/necesites ;)

Comparte!

Deja un comentario

Alguien lo acaba de comprar
 
Alguien lo acaba de comprar
 
Alguien lo acaba de comprar
 
Alguien lo acaba de comprar
 
Alguien lo acaba de comprar
 
Alguien lo acaba de comprar
 
Alguien lo acaba de comprar
 
Alguien lo acaba de comprar
 
Alguien lo acaba de comprar
 
Alguien lo acaba de comprar
 
Alguien lo acaba de comprar
 
Alguien lo acaba de comprar
 
Alguien lo acaba de comprar
 
Alguien lo acaba de comprar
 
Alguien lo acaba de comprar
 
Alguien lo acaba de comprar
 
Alguien lo acaba de comprar
 
Alguien lo acaba de comprar
 
Alguien lo acaba de comprar
 
Alguien lo acaba de comprar
 
Alguien lo acaba de comprar
 
PASTOR ALEMÁN + 2 items
Alguien lo acaba de comprar
 
Alguien lo acaba de comprar
 
Alguien lo acaba de comprar
 
Alguien lo acaba de comprar
 
Alguien lo acaba de comprar
 
Alguien lo acaba de comprar
 
Alguien lo acaba de comprar
 
Alguien lo acaba de comprar
 
Alguien lo acaba de comprar
 
Alguien lo acaba de comprar
 
Alguien lo acaba de comprar
 
Alguien lo acaba de comprar
 
Alguien lo acaba de comprar
 
Alguien lo acaba de comprar
 
Alguien lo acaba de comprar
 
Alguien lo acaba de comprar
 
Alguien lo acaba de comprar
 
Alguien lo acaba de comprar
 
Alguien lo acaba de comprar
 
Alguien lo acaba de comprar
 
Alguien lo acaba de comprar
 
Alguien lo acaba de comprar
 
Alguien lo acaba de comprar
 
Alguien lo acaba de comprar
 
Alguien lo acaba de comprar
 
Alguien lo acaba de comprar
 
Alguien lo acaba de comprar
 
Alguien lo acaba de comprar
 
Alguien lo acaba de comprar